Nación

Freddy Quezada, despedido de la UNAN: “lo hacen para callar mi voz”

Las autoridades universitarias se reservan las razones del despido. Él asegura que se trata de una represalia por criticar al régimen de Daniel Ortega

El docente y catedrático Freddy Quezada fue despedido de la Facultad de Humanidades y Ciencias Jurídicas de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua, UNAN Managua, por no alinearse a la posición partidaria “hegemónica” del Frente Sandinista en la estructura administrativas de ese recinto, y por cuestionar “radicalmente” en las redes sociales las arbitrariedades del régimen.

“A partir de la escalada de violencia y terror del régimen, yo decidí definitivamente radicalizarme… Empecé a expresar mi opinión de condena y de búsqueda de justicia para los responsables de la masacre que ha habido en Nicaragua”, cuenta el educador.

Quezada tenía diez años de laborar como docente de planta en la UNAN y asegura que siempre estuvo en medio de “un sobre dominio hegemónico de opiniones políticas” a favor del régimen en el claustro de maestros, siendo las de él “moderadas” y con distancia a las actividades políticas partidarias del gobierno. Sin embargo, a raíz de las violaciones a los derechos humanos desde el 18 de abril en el país, decidió pronunciarse y participar en marchas multitudinarias.

Este académico es un sociólogo y destacado intelectual, autor de tres libros y ensayos sobre el pensamiento contemporáneo, y maestro de generaciones en periodismo y ciencias sociales.

La notificación de su despido la recibió a través de correo electrónico firmada por la Dirección de Recursos Humanos y con copia a las más altas autoridades de la Universidad.

“No firmaré tal nota”, sentenció el academico en su cuenta de facebook, y agregó: “esta es una flagrante violación a mis derechos de trabajador y docente y clara represalia por ejercer mi libertad de expresión y pensamiento, desde las redes sociales”

En la carta, las autoridades universitarias se reservan las razones del despido y aplican el artículo 45 del Cógido del trabajo para rescindir su contrato.

“Mi sospecha sobre cuál es la causal, son los comentarios que hago en las redes sociales contra el régimen de Ortega Murillo, amparándome en la libertad de pensamiento y de expresión que teóricamente goza la autonomía de la UNAN Managua”, señala Quezada.

“Lo hago desde redes sociales, que son personales, y nadie tiene porqué inmiscuirse en ellas. Una autoridad universitaria está por fuera de mi decisión personal de escribir en una red social o no”, agregó.

El catedrático afirma que el país atraviesa la fase de “la criminalización de las protestas”, en que las fuerzas pro gobierno han procedido con violencia y desconocimiento de todo derecho ciudadano. Su despido lo califica como “una represalia para hacer callar mi voz”.

Pese a la decisión del recinto de rescindir su contrato, el académico afirma que apelará ante las autoridades sindicales que lo representan y a las que es afiliado, para investigar y solicitar una explicación sobre los causales de su despido.

De no conseguir respuesta, optará por otro tipo de medidas y asesorarse “con abogados del derecho internacional para llevar el caso a otras instancias”, anunció.

DENUNCIA PÚBLICA. #SOSNICARAGUAPor este medio, hago denuncia pública de una nota de despido laboral, llegada a mi…

Posted by El Uliteo on Friday, August 3, 2018

 


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Nación

Share via
Send this to a friend