Nación

Monseñor Silvio Báez: “La práctica de la represión no abona nada a la paz”

Obispos lamentan redadas masivas a manifestantes y afirman que el diálogo es la única salida a la crisis política que atraviesa el país.

Monseñor Silvio Báez, obispo auxiliar de la Diócesis de Managua, lamentó en su homilía “la nueva represión brutal e irracional de la Policía Nacional”, que en horas de la mañana desplegó a más 400 antimotines para impedir la realización de una manifestación pacífica convocada por la Unidad Nacional Azul y Blanco.

“Gente arrastrada por las calles, otros golpeados, sacados de sus carros; algo que traspasa el límite de lo racional y de lo humanamente aceptable”, manifestó el prelado.

Desde las seis de la mañana, centenares de antimotines y oficiales de la Policía Nacional mantuvieron un “estado de excepción” en Managua, con el único fin de impedir la realización de la marcha “Unidos por la libertad”. Un día antes, la institución policial publicó un comunicado donde “prohibía” la concentración y manifestaba que los organizadores debían pedir permiso, pues de lo contrario era “ilegal”. No obstante, el artículo 53 de la Constitución Política de Nicaragua reconoce el derecho a la reunión pacífica sin permiso previo.

A lo largo de la mañana, 38 personas fueron secuestradas por la Policía. Ocho ellas fueron liberadas horas después, pero las 30 permanecen retenidas y, según un comunicado, serán investigadas y “remitidas a las autoridades competentes para su enjuiciamiento”.

Ante esto, monseñor Báez agregó que “esta práctica de la represión, de los encarcelamientos arbitrarios, de los juicios ilegales, no abona nada a la paz social del país, sino que más bien aumenta la espiral de insatisfacción y de peligro”.

“Detrás de esta crisis que vive el país no hay un golpe de Estado, aquí fue la violencia del gobierno irracional lo que desató la insatisfacción (…) Ha sido la fuerza gubernamental la que produjo la crisis y la que la sigue agravando”, dijo el obispo a los medios de comunicación.

El Diálogo es la única salida

El cardenal Leopoldo Brenes, arzobispo de Managua instó a retomar el Diálogo Nacional para buscar una pronta salida a la crisis política que atraviesa el país desde abril.

“Tenemos que buscar otros métodos, el método esencial es el del diálogo, tenemos que agotar todas las medidas del diálogo”, manifestó este domingo el cardenal Brenes después de una misa en la Catedral Metropolitana de Managua.

“Es una lástima que se tomen estas actitudes, porque esto no abona en nada a la paz”, agregó el arzobispo sobre los hechos que marcaron la jornada represiva de hoy en Managua, donde la Policía Nacional sitió rotondas y estableció retenes en vías de la capital.

Por su parte, monseñor Báez dijo que el diálogo “es el único camino pacífico” y que se deben agotar todos los medios para llegar a él.

“Creo que es momento de volver a la mesa del Diálogo. Es muy difícil pero no imposible. Es momento de sentarse a la mesa en donde este representado el poder y los distintos sectores de la sociedad”, enfatizó el obispo.


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Nación

Share via
Send this to a friend