Política

Régimen de Ortega sigue constantes movimientos en su cuerpo diplomático

Nombra nuevos embajadores en Buenos Aires y Caracas, además de designar a un nuevo asesor en políticas internacionales

La remoción apresurada y forzada del embajador Arturo McFields de su cargo como representante ante la Organización de Estados Americanos (OEA) fue solo uno de varios movimientos diplomáticos hechos por el régimen en los últimos días.

Carlos Midence, quien era embajador de Nicaragua ante España, fue trasladado a la representación diplomática ante Argentina, según lo establecido en el acuerdo presidencial 43-2022 firmado por Daniel Ortega.

Midence fue removido de su cargo en España bajo el argumento de supuestas “presiones y amenazas injerencistas” sobre el diplomático nicaragüense, informó en su momento la Cancillería nicaragüense.

De acuerdo con la nota de prensa de la Cancillería, el embajador Midence estaba siendo sometido a “continuas presiones” que “hacen imposible el ejercicio de la labor diplomática”.

Sin embargo, fuentes diplomáticas españolas explicaron a la agencia Efe que el retiro del embajador nicaragüense ocurrió luego que el Ministerio de Asuntos Exteriores de España citara a Midence, para pedirle explicaciones por la negativa de Managua a la vuelta de la embajadora española a Nicaragua.

Posteriormente, el ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, declaró que la decisión de Nicaragua de retirar a su embajador en Madrid no era más que “un capítulo más de la huida hacia adelante de (Daniel) Ortega” y advirtió que la medida no impedirá que su país continúe reclamando la liberación de los presos políticos.

Midence sustituye como embajador a Orlando José Gómez Zamora quien fue trasladado a Caracas como embajador de Nicaragua ante Venezuela. Esto luego que por medio del acuerdo presidencial 44-2022 se dejará sin efecto el nombramiento de Yaoska Calderón Martín como representante diplomático de Nicaragua ante Venezuela.

Otro nombramiento hecho por Ortega fue el de Orlando Tardencilla en el cargo de “ministro asesor del presidente de la república para políticas y relaciones internacionales”. Tardencilla anteriormente ejercía como ministro consejero con funciones consulares en la embajada de Ginebra, Suiza. Había sido colocado en el cargo el 15 de diciembre de 2021, pero para el 7 de marzo de 2022 fue removido.

Embajadas de Nicaragua en España y el Vaticano se mantienen acéfalas

Estos movimientos diplomáticos mantienen sin representación formal de Nicaragua ante España y el Vaticano. Todavía no se nombra un sustituto de Midence en Madrid.  En la Santa Sede, el régimen, un día después que se divulgará la expulsión del nuncio apostólico Waldemar Stanislaw Sommertag, canceló el nombramiento de Sandy Anabell Dávila Sandoval, en el cargo de ministra consejera de la embajada de la República de Nicaragua.

Luego, siempre como ministra consejera, fue nombrada Yara Suhyen Pérez Calero. Esto deja a Managua también sin un embajador formal ante la Santa Sede. Esta confirmó la expulsión del nuncio por medio de un comunicado en el cual señaló que ““La Santa Sede ha recibido con sorpresa y dolor la comunicación de que el Gobierno de Nicaragua ha decidido retirar el beneplácito (agrément) a Su Eminencia monseñor Waldemar Stanislaw Sommertag, nuncio apostólico en Managua desde 2018, imponiéndole que dejara inmediatamente el país después de notificarle esa medida”.

Todos estos movimientos se dan en un contexto en el cual la Cancillería de Nicaragua enfrenta una severa crisis de deserciones y choques diplomáticos con otras naciones. Además de la expulsión del nuncio apostólico, el régimen también expulsó del país al representante del Comité Internacional de la Cruz Roja.

Luego de la rebelión de McFields en plena sesión del Consejo Permanente de la OEA, CONFIDENCIAL reveló también la renuncia del abogado Paul Reichler, luego de más de veinte años sirviendo como asesor legal internacional de Nicaragua ante la Corte Internacional de Justicia, en La Haya, primero en los años 80 y después de 2007.

Reichler también fue asesor legal en el juicio que Nicaragua le ganó al Gobierno de Estados Unidos en la Corte Internacional de Justicia de La Haya en 1987, y participó como asesor político de Daniel Ortega en las negociaciones con la oposición armada que desembocaron en los acuerdos de paz de Sapoá, en marzo de 1988, entre el Gobierno y la Resistencia Nicaragüense.

En su carta de renuncia, Reichler cuestionó la represión estatal contra manifestaciones pacíficas en 2018 que resultaron en “cientos de trágicas muertes”. “Es inconcebible para mí que el Daniel Ortega, a quien orgullosamente serví, hubiera destruido la democracia en cuya construcción él participó decisivamente y hubiera establecido una nueva dictadura, no muy diferente a la que él mismo ayudó a derrocar, con elecciones falsas”, expresa Reichler.

Además, las dos hijas del diputado orteguista Wálmaro Gutiérrez, la principal ficha del régimen en la Comisión Económica de la Asamblea Nacional y sancionado por el Departamento del Tesoro de los Estados Unidos, también renunciaron a sus cargos diplomáticos.

María Fernanda Gutiérrez Gaitán renunció a su cargo de Consejera con Funciones Consulares de la Embajada de la República de Nicaragua en la Confederación Suiza. Mientras, María Michelle Gutiérrez Gaitán lo hizo del puesto de Consejera de la Misión Permanente de la República de Nicaragua ante la Organización de las Naciones Unidas con sede en Nueva York, Estados Unidos.

Todas estas renuncias se dan cuando Nicaragua enfrenta tensiones diplomáticas de alto nivel con Colombia, Costa Rica, España y la Santa Sede, además del aislamiento internacional tras las votaciones del 7 de noviembre del año pasado, denunciadas por su falta de transparencia y la eliminación de la oposición.


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Política

Share via
Send this to a friend