Reporte ciudadano

Paramilitar detiene paso de ciclistas en Masaya: “es zona restringida”, dijo

Ciudadana increpa a paramilitares que tienen sitiada la ciudad, donde más de treinta han sido asesinados por la represión oficial

Un paramilitar en la rotonda Las Flores, de Masaya, detuvo a un grupo de ciclistas y civiles que transitaban en la zona. El hombre encapuchado, de botas negras –como las que utilizan los agentes de la Policía Nacional— y un fusil AK-47, fue increpado por una ciudadana que narró el hecho a través de Facebook. Ella y unos ciclistas se detuvieron a llenar unas botellas de agua.

“Le ve algo a ellos que le puede hacer hacer algo”, le espetó la mujer al encapuchado. “Usted mire lo que anda y esta es el arma de ellos: una bicicleta. Son deportistas, señor”.

El paramilitar insistió en pedir a los jóvenes ciclistas su carné de deportistas. Al final se lo mostraron y este, al no encontrar más argumentos, alzó la voz y manifestó que tenían que retirarse, pues estaban en “zona restringida”.

Al ver que era grabado, exclamó: “Grabe lo que usted quiera muchacho, me da lo mismo”. Al escuchar esto, la ciudadana que lo increpó desde el inicio le replicó “ya sabemos que aquí estamos hecho mierda, ustedes nos tienen así”.

Pese a que el Gobierno de Daniel Ortega intenta manifestar internacionalmente que en Nicaragua “todo ha vuelto a la normalidad”, usuarios en las redes sociales han denunciado lo contrario y que actos como este lo confirman.

Varios departamentos del país continúan sitiados por paramilitares armados. Daniel Ortega ha sido cuestionado sobre quién maneja a estos grupos, pero en tres entrevistas que le han realizado Fox News, Euro News y CNN en Español, su versión varía. Entre sus versiones, ha dicho que estos grupos son “de la derecha” y en otras que son financiados por el narcotráfico.

El periodista Andrés Oppenheimer le mostró una fotografía donde sobresalía un grupo de paramilitares en una camioneta, con fusiles de asalto y unas banderas del FSLN. El mandatario nicaragüense dijo que no eran paramilitares, sino civiles defendiéndose y luego manifestó que podría tratarse de un montaje.


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Reporte ciudadano

Share via
Send this to a friend