Emergencia Coronavirus

Minsa desengaveta boletines epidemiológicos de 2021, pero oculta las muertes por neumonía

Ministerio de Salud suspendió publicación de boletines en mayo de 2020, cuando se alertó un exceso de muertes por neumonía atribuibles a covid-19

El Ministerio de Salud (Minsa) acaba de desengavetar y publicar una serie de 36 boletines epidemiológicos de 2021, en los cuales revela algunos datos sobre el comportamiento de la covid-19 y de otras epidemias como el dengue, la malaria y las neumonías. Sin embargo, las autoridades ocultaron deliberadamente los datos sobre fallecidos por neumonía, que antes han permitido alertar un exceso de decesos por esta enfermedad que serían atribuibles a la pandemia de covid-19, como ocurrió en mayo de 2020, cuando suspendió la publicación en línea de estos documentos de salud pública.

La última vez que el Minsa publicó los boletines epidemiológicos fue en mayo del año pasado, cuando los médicos independientes alertaron sobre un inusual  aumento en las muertes por neumonía, que en realidad se trataban de fallecimientos a causa de la covid-19, pero que las autoridades calificaron como “neumonía atípica”, una de las cuatro causas de muertes usadas por el Gobierno de Daniel Ortega para intentar ocultar el número de decesos provocados por la pandemia, según demostraron investigaciones periodísticas de CONFIDENCIAL, basadas en el análisis de los datos oficiales, la información de fuentes médicas independientes y el testimonio de las víctimas y familiares.

Los boletines ahora desengavetados también revelan que, durante los primeros 20 meses de pandemia, el Centro Nacional de Diagnóstico y Referencia (CNDR) del Minsa, realizó un total de 128 163 pruebas PCR para identificar al SAR-CoV-2, el virus que provoca la enfermedad de la covid-19, que en su primer año dejó un estimado de 9000 fallecidos y durante este año ha dejado unos 3075 muertos, según datos del independiente Observatorio Ciudadano COVID-19, cuya capacidad de monitoreo se ha visto afectada por el terror impuesto por el régimen en el recrudecimiento del estado policial en el país.

Neumonías incrementaron junto a rebrote de covid-19

Los boletines epidemiológicos de 2020, sin embargo, no fueron actualizados. El último boletín de ese año publicado cubre hasta la semana del 11 al 17 de mayo, según verificó CONFIDENCIAL. Así, el Minsa se saltó hasta 2021, incluyendo los documentos a la semana 40 del año, que comprende del 11 al 17 de octubre. No obstante, también hubo tres boletines de este 2021 que no se divulgaron: los de la semana ocho,  21 y 34.

La tendencia de las neumonías revela que hubo un incremento de casos en las mismas fechas que los contagios de la covid-19 subieron. En 2020, hubo dos picos: uno entre mayo y junio, y otro aún más alto, en diciembre.  Según advirtió entonces un análisis del extinto Comité Científico Multidisciplinario, que se autodisolvió ante la persecución política del Gobierno, durante el Fin de Año hubo un incremento de muertes por neumonía.

Los datos de 2021 indican que en enero hubo un pico de neumonías y la tendencia se sostuvo en los meses siguientes, hasta que, a mediados de agosto, el número de casos se disparó. Esta tendencia coincide con el rebrote de covid-19 ocurrido entre agosto y octubre pasado, que azotó el norte del país y dejó al menos 10 948 contagios, según el Observatorio Ciudadano. 

“En Nicaragua hasta la semana 40 se cierra con un acumulado de casos de 67 538 (casos de neumonía) con una tasa de 131 por cada 10 000 habitantes, aumentada en relación a la tasa observada en la temporada 2020 para el mismo período (118 por 10 000)”, explica el Minsa en el boletín epidemiológico.

Asimismo, el Minsa comparó las cifras de casos de neumonía de 2020 y 2021 con las de 2019, en un intento de minimizarlas, pues en ese último año hubo una alta tendencia de desarrollar esa enfermedad.  

Comportamiento de las neumonías durante el 2019 y el 2021. Gráfico realizado por el Minsa.

 

CNDR hizo un promedio de 6400 pruebas PCR por mes 

El último boletín epidemiológico de 2021 publicado, revela que en promedio el CNDR, que es el único autorizado a nivel nacional para hacer pruebas PCR a un costo de 150 dólares, realizó un promedio de 6400 test al mes. Sin embargo, se desconoce cuántos de estos test son de ciudadanos que han pagado por ellos por motivos de viajes y cuántos de pacientes sospechosos.

No obstante, con estos datos indicados por el Minsa, Nicaragua se ubica como el país con menos pruebas realizadas a su población a nivel centroamericano. Según datos recogidos por el sitio de estadísticas Worldometers, que fueron analizados por CONFIDENCIAL, por cada 1000 habitantes, el Minsa realizaría 19 pruebas. Una cantidad minúscula comparada con el resto de países de Centroamérica. Por ejemplo, Costa Rica realiza 30 veces más pruebas que Nicaragua y Panamá 51 veces más.

Según este boletín, que es el único de los 36 documentos publicados que revela esa información, durante la semana del 11 al 17 de octubre, habrían realizado 2306 pruebas. Sin embargo, en ese período solo hubo 429 casos confirmados. Es decir, que la positividad de las pruebas en esa semana fue del 18.60%.  

Sin embargo, una filtración de datos del CNDR sobre las pruebas que realizó el Minsa entre marzo y julio de 2020, atribuida al grupo de hackers  “Anonymous”, reveló que en ese período el porcentaje de positividad al SAR-CoV-2 fue del 56%. 

Mujeres son las que más se contagian

Los datos recogidos por los boletines epidemiológicos también indican que durante 2021, las mujeres fueron las que más se contagiaron de covid-19. De todos los casos positivos en el año, el 56.44% son de mujeres y el 43.56% de hombres.

Minsa asegura que las mujeres son las más contagiadas por la covid-19 durante el 2021. Gráfico del Minsa | Confidencial

Asimismo, una gráfica realizada por el Minsa revela que la mayor cantidad de personas contagiadas tenía entre 20 y  34 años, seguido de quienes tenían entre 35 y 49 años. Este comportamiento coincide con la alerta de los médicos que informaron sobre un mayor contagio en los jóvenes durante el rebrote, a diferencia de la primera ola de 2020. 

Según la gráfica, hay casos reportados en la población mayor de 60 años, pero estos fueron menores. Asimismo, hubo contagios en adolescentes de entre 15 y 19 años, la mayoría mujeres. 

Esta es la primera vez que las autoridades revelan detalles sobre las edades y géneros de los casos positivos al SAR-CoV-2 y las características coinciden con las variantes de preocupación, que según opiniones médicas detonó la segunda ola de covid-19 de 2021. Pero los boletines desengavetados por el Minsa no revelan ningún dato sobre la circulación de variantes de covid-19 en Nicaragua.


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Emergencia Coronavirus

Share via
Send this to a friend