Nación

Ola nacional e internacional de solidaridad hacia monseñor Álvarez

Conferencia Episcopal de Costa Rica y Panamá, oenegés, fieles y sacerdotes muestran su respaldo al obispo de Matagalpa y al sacerdote Harving Padilla

Una serie de expresiones de solidaridad han surgido en el ámbito nacional e internacional hacia monseñor Rolando José Álvarez, obispo de la Diócesis de Matagalpa y administrador apostólico de la Diócesis de Estelí, después que este iniciara la noche del jueves un ayuno y oración de forma indefinida hasta que finalice el asedio policial que sufre.

La Conferencia Episcopal de Costa Rica y Panamá emitieron, por separado, dos comunicados en los que se solidarizan con monseñor Álvarez, y con el sacerdote Harving Padilla de Masaya, quien tiene una semana de asedio policial en su parroquia.

“Tengan la seguridad de nuestra solidaridad y oración, especialmente en los momentos de prueba. Rogamos a Dios que les permita mantenerse fieles a su misión y les otorgue un espíritu de sabiduría”, manifestaron los obispos costarricenses.

Reiteraron “la necesidad de que en nuestros pueblos centroamericanos, en general, se trabaje entre todos por la búsqueda del bien común, la paz y la justicia social”.

El clero panameño expresó su solidaridad con Álvarez “en estos momentos que experimenta la persecución por se profeta ante la situación difícil por la crisis sociopolítica que vive el pueblo nicaragüense”.

“Nos unimos a la oración para que cese la persecución a monseñor Rolando y al padre Harving Padilla, quien también se le ha limitado vivir y celebrar la fe en un ambiente de libertad y paz”, dijeron en el comunicado los obispos panameños.

“El hostigamiento a monseñor Rolando Álvarez, obispo de Matagalpa, refleja el constante asedio e intimidación que la dictadura sandinista aplica a los nicaragüenses. Su decisión no sólo debe ser admirada, sino acompañada por los cristianos, y por hombres y mujeres de buena voluntad”, señaló el sacerdote Edwin Román, quien desde finales del año pasado se encuentra exiliado.

El sacerdote Ramiro Tijerino, de Matagalpa, señaló a CONFIDENCIAL, que como todo el clero, respeta y apoya la decisión de monseñor Álvarez de refugiarse en Managua. “Mi solidaridad con él en todo momento”, refirió el padre.

En solidaridad con monseñor Álvarez, feligreses de la parroquia Santa Lucía de Ciudad Darío, en Matagalpa, realizaron este domingo una procesión junto al Santísimo Sacramento. Los fieles aprovecharon la oportunidad para proclamar frases de apoyo hacia el obispo de Matagalpa.

“Rolando amigo, el pueblo está contigo. Que viva monseñor Rolando. Que viva la Iglesia. Que viva Cristo Rey”, gritaron en el recorrido mientras sonaban las campanas del templo.

Por su parte, la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Oacnudh), de Centroamérica y República Dominicana, compartió un tuit donde enfatizan que la represión hacia los religiosos se suma a la lista de derechos humanos coartados por la dictadura de Ortega.

“El asedio de la policía a los sacerdotes de la Iglesia católica reconfirma que en #Nicaragua ya nadie se libra de la persecución incesante a la divergencia, a la demanda de justicia y, ahora, a la labor pastoral. La libertad de religión se suma a los derechos humanos coartados”, señalan.

Por su parte, la Arquidiócesis de Managua se solidarizó la tarde de este sábado con monseñor Álvarez y con el sacerdote Harving Padilla de Masaya, quien tiene una semana de asedio policial. En un comunicado, hicieron “un llamado a la Policía Nacional a deponer esa actitud innecesaria”. Asimismo, pidieron a los fieles orar para “para crear un clima de entendimiento nacional”.

En Jinotega, el padre Asdruval Zeledón recordó en su homilía que “el odio del mundo hacia el cristiano es consecuencia lógica de una opción de vida, hablar la verdad, quien es seguidor del evangelio no pertenece al mundo, y por tanto, este no puede aceptar a quien se opone a los principios cristianos”.

Nicaragüenses oran por obispo

La Asociación Madre de Abril también se solidarizó con la Iglesia católica y con monseñor Álvarez por los “asedios que las familias de AMA también reciben en sus ejercicios de memoria en los cementerios y casas. Así mismo nos sumamos al llamado de monseñor Rolando Álvarez para ayunar y orar en las iglesias y acompañarnos en estos difíciles momentos”, dijeron en su cuenta de Twitter.

El Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh) reiteró su respaldo al obispo e hizo un llamado a la población a que lo acompañen “en su actitud ejemplar” y recordaron que el obispo ha estado presente en los momentos más difíciles del país.

“Si en Nicaragua hubiera un Estado de derecho, ya las autoridades le habrían garantizado a seguridad que pide, pero es claro que negarle su derecho también es una manera del régimen de sembrar terror en la población”, expresan en un comunicado publicado en Twitter.

En paralelo, varias parroquias del país se han sumado a las actividades de oración que este sábado 21 de mayo se realizan en el segundo día de ayuno y oración realizado por monseñor Álvarez.

Asimismo, en las redes sociales decenas de nicaragüenses católicos o no, han aprovechado para dejarle comentarios de ánimos y de oración al obispo. “Señor Jesús oye nuestras súplicas por monseñor Rolando Álvarez bendícelo y cuídalo del dragón infernal”, escribió una usuaria.

“Desde Canadá, estoy en oración por monseñor Rolando José. Jesús de la Misericordia y la Santísima Virgencita María lo protegerán de esos demonios”, “Jesús sacramentado ponemos en tus manos la vida de monseñor que seas tú señor protegiéndolo de todo mal”, dice otro usuario.

Monseñor Álvarez aprovechó su homilía de este sábado para agradecerle a los feligreses por “sus oraciones, sus momentos de adoración eucarística, sus rosarios, sus ayunos, su ofrecimiento al señor en unión y comunión con este indigno servidor del señor. Dios se los pague, seguimos unidos en la oración”, dijo el religioso.

Inician campaña de suscriptores para el Canal Católico

Asimismo, se creó en las redes sociales una campaña voluntaria para promover el canal de YouTube del Canal Católico de Nicaragua, que pertenece a la Conferencia Episcopal de Nicaragua, en respuesta a la orden que dio el Instituto Nicaragüense de Telecomunicaciones y Correos (Telcor) de sacarlo de la parrilla de televisión por cable.

El canal de YouTube pasó, en menos de 24 horas, de un poco más de 15 000 suscriptores a 26 800, hasta la 5:00 p.m. de este sábado. Esta acción promovida por usuarios de redes sociales es una respuesta a la censura impuesta por el régimen de Ortega, quien en los últimos cuatro años ha sacado del aire canal de televisión nacional y por cable, programas televisivos y radiales que son críticos a su gestión.

“Les invitamos a todos a seguir por Facebook y YouTube al Canal Católico de Nicaragua que sigue a través de las redes sociales. El Canal Católico sigue transmitiendo, pero ahora a través del Facebook y YouTube. Muy pronto estaremos anunciando una nueva plataforma digital para que ustedes tengan otra opción de poder mantenerse siempre en participación con el Canal Católico de Nicaragua”, dijo monseñor Álvarez este sábado.


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Nación

Share via
Send this to a friend