Política

Roberto Cajina: “Información de inteligencia de base satelital rusa pasa directamente a Moscú”

Consultor en defensa descarta incremento militar ruso, pero llama la atención sobre secretismo en instalaciones de Nejapa y Las Colinas

El último capítulo de la polémica por el ingreso de tropas rusas a Nicaragua para ejercicios militares con fines humanitarios, se zanjó con la ratificación este martes 14 de junio en la Asamblea Nacional, controlada por el régimen, del decreto emitido por Daniel Ortega autorizando la llegada de estos efectivos militares, junto con otros de Venezuela, Cuba, Estados Unidos, y Centroamérica.  

La polémica detonó luego que la propaganda del Gobierno de Vladímir Putin, en la televisión estatal rusa, utilizó el decreto de Ortega sobre el ingreso de tropas militares de su país en Nicaragua, para enviar un mensaje de amenaza a Estados Unidos.  “Si sistemas de misiles americanos, pueden estar cerca de Moscú desde el territorio de Ucrania, es hora de que Rusia despliegue algo poderoso más cerca de una ciudad estadounidense”, dijo la presentadora de la televisión oficial rusa, Olga Skabeeva.

El consultor civil en temas de seguridad y defensa, Roberto Cajina, entrevistado en el programa Esta Noche por Carlos Fernando Chamorro, descartó que el decreto implique un incremento de la  presencia militar rusa en Nicaragua o una  amenaza para Estados Unidos.

Cajina, sin embargo, resaltó el alto nivel de secretismo existente en las relaciones militares entre el Kremlin y el régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo, que incluye la carencia de información sobre los resultados de estos ejercicios y sobre el funcionamiento de la base satelital rusa que opera en Nejapa y el centro de adiestramiento policial en Las Colinas.

¿Cómo se interpreta la reacción de Estados Unidos, que indicó que el ingreso de tropas rusas era una provocación, aunque al mismo tiempo reconoció que son operaciones rutinarias, y la de Costa Rica, diciendo que están preocupados?

Las dos están sobredimensionadas y también reflejan algo de ignorancia. Tal vez lo entiendo en el caso del presidente de Costa Rica, pero en el caso de Estados Unidos que mantiene al día la información de inteligencia; sabe que estos decretos de ingreso de tropas extranjeras y salidas de tropas nacionales al exterior de Nicaragua, es un procedimiento rutinario, como lo establece el artículo 92 de la Constitución Política de Nicaragua. Esto lo solicita el presidente de la República y lo ratifica la Asamblea Nacional.  De hecho, la cosa no funciona exactamente de esa manera, porque quien hace la planificación de los ingresos y salidas de tropas es el Ejército, que no tiene atribuciones legislativas, se lo pasa al Ejecutivo y el Ejecutivo lo pasa a la Asamblea Nacional.

Hay una declaración de un vocero del Ministerio de Exteriores de Rusia diciendo que esto es algo rutinario. ¿Esto es un desmentido a lo que dijo la propaganda oficial?

Por lo menos si no es un desmentido, es una aclaración.

El decreto le dedica al menos cuatro puntos específicos a la cooperación de las tropas rusas, uno al de Estados Unidos y al de los otros países. ¿Por qué esta diferencia?

Llama la atención que cuando habla de cantidades, 80 por un lado, 50 por el otro y creo que 50 por otro, son de carácter rotativos, es decir alternados.  No van a estar los 50, los 80 y los 50 efectivos todo el tiempo y al mismo tiempo.  De hecho, hay una limitación en el decreto y en la planificación, que es que no se establece el período de tiempo que van a estar este personal y esos medios militares. Y todo hace suponer que esto va del 1 de julio al 31 de diciembre. No creo que sea lo más lógico y lo más normal.

Pero si estas operaciones son rutinarias, ¿se conoce cuáles son sus resultados? ¿Hay alguna supervisión al Ejército o rendición de cuentas por estos ejercicios?

No. De hecho, nunca ha habido. El último ingreso aprobado fue en diciembre de 2021. No se sabe nada de los resultados de los ejercicios, de la cooperación que se dio en esa época. Lo único que se ha dicho es que van a ingresar tropas extranjeras a hacer determinadas misiones, pero no se conocen sus resultados. En la Memoria Anual del Ejército, lo único que se dice es la referencia al ingreso de las tropas y los ejercicios en los que participaron.

Una de las misiones específicas es la participación de la fuerza naval rusa en operaciones en contra del narcotráfico. ¿Tienen los rusos alguna experticia especial sobre este tipo de operaciones en Centroamérica, en el Caribe o en América?

No. Al final de cuentas lo único que pueden dar es asistencia técnica militar a la Fuerza Naval, pero no tienen información real sobre, por ejemplo, cómo funcionan los cárteles, cuáles son las rutas. Para hacerte una gran diferencia, el Comando Sur de las Fuerzas Armadas de Estados Unidos tiene en La Florida una fuerza que vigila día a día, los trazos sospechosos de vuelo, embarcaciones de mar y   embarcaciones de superficie. Eso no lo tienen los rusos, pero sí tienen o pueden tener cierta experiencia en operaciones militares en altamar.

Si esto es una guerra de palabras desatada por la televisión rusa, pareciera, sin embargo, que el Ejército de Nicaragua está diciendo, ‘tenemos relaciones con distintos ejércitos, pero hay una relación especial privilegiada con el Ejército ruso’…

Podría interpretarse por la cantidad de referencias que hay, pero de hecho siempre ha habido esa presencia de las fuerzas militares rusas en las diferentes veces que han ingresado a Nicaragua autorizados por la Asamblea Nacional.

La base satelital controlada por Moscú

En las laderas de la laguna de Nejapa está instalada una base satelital Glonass manejada por los rusos. ¿Se conoce que hace esta base, si se dedica a labores de inteligencia?

En el acuerdo que se firmó con el organismo ruso que está encargado de esta misión, se establecía que técnicos nicaragüenses serían enviados a Rusia para entrenarse en el manejo de los equipos de esta base. De hecho, no habido ninguno que haya ido,  y lo que se sabe es que la base fue construida por personal ruso y es manejada por personal ruso. Se habla de que la base da información sobre cambio climático, medioambiente o desastres naturales. Pero nunca ha habido oficialmente de parte del Gobierno de Nicaragua una información o un reconocimiento de la información que hayan recibido de parte de la gente que maneja esa base. No sé si tienen relación con Ineter para ver lo del clima. Lo que sí es claro es que esa base lo que hace es recoger información que le transmiten 24 satélites que pasan sobre ella. Aparte de que pueda tener información sobre el clima, también debe recoger información de inteligencia. Esa información no la conoce ni el Ejército ni el Gobierno de Nicaragua. Esa información pasa directamente a Moscú.

Se puede deducir que esta base puede ser utilizada también para labores de información o de espionaje desde Nicaragua, utilizada por Rusia hacia otros países.

Sí, perfectamente. Pero esa información es recogida aquí, trasladada a Moscú. Ahí los órganos de inteligencia reciben esa información, la procesan, analizan y deciden que van a hacer con esta.

¿Puede esta misma base utilizarse al servicio de la inteligencia nicaragüense para otro tipo de labores, en Nicaragua?

En principio no creo por el bajo nivel de desarrollo tecnológico que tiene el Ejército de Nicaragua. Lo que si no tengo información es si hay alguna relación entre el personal de la base y el personal del Ejército.

Además de esta base en Nejapa, hay un centro de capacitación policial enfocado en la lucha antinarcóticos, que está instalado en Las Colinas. ¿Se conoce cuáles son los resultados de este centro?

Poquísima información. Por ejemplo, cantidad de policías que han sido entrenados, policías de otros países de Centroamérica que han sido entrenados en ese centro. Al igual que la base de Nejapa, fue construida por obreros rusos y es manejada por los rusos. Yo no tengo información de cómo funciona. Es posible que esta base en Las Colinas tenga relación con la base en Nejapa en términos del intercambio de información de inteligencia.

Si el decreto sobre el ingreso de tropas no contempla instalar bases militares. ¿Implica un crecimiento de la presencia militar rusa en Nicaragua?

No, estamos hablando de 180 militares rusos con misiones específicas bien definidas en el decreto. Lo que declararon el presidente de Costa Rica, Rodrigo Chávez, y el funcionario de Estados Unidos, Brian Nichols, fue una primera reacción a algo de lo que no tenían un conocimiento exacto. No es una presencia permanente de 2000, 3000, 4000 soldados y medios rusos. Es una cantidad pequeña y por tiempo limitado. Creo que debe ser colocado en su correcta dimensión. Ahora, quiero señalar que esta reacción que se provocó con este anuncio, nunca se había provocado antes.  Ni en el marco de la crisis de 2018. En diciembre del año pasado se produjo un decreto similar y no hubo reacción ¿Por qué? Porque Rusia no había invadido Ucrania y también en alguna medida porque no se estaba celebrando la Cumbre de las Américas.

Entonces, ¿cómo se interpreta la propaganda rusa?

Yo creo que más que una provocación como tal, fue un mensaje a Washington en alguna medida. No el decreto, sino lo que dijo la presentadora de la televisión estatal rusa. En realidad no es un mensaje a Nicaragua. Yo creo que las autoridades nicaragüenses y el mismo Ejército se deben haber sorprendido porque por derecho de reciprocidad y por relaciones diplomáticas estables, se debería de haber informado al Gobierno de Nicaragua, pero no se le informó al Gobierno de Nicaragua, ni al Ejército. Yo creo que tanto ellos, como los mismos funcionarios de Estados Unidos y el mismo presidente Chávez de Costa Rica, fueron sorprendidos.

Si el decreto es rutinario, deberíamos entonces prestarle más atención a los otros elementos de presencia rusa en Nicaragua, en asuntos de seguridad. Has dicho que no conocemos nada sobre qué es lo que se hace en estos dos grandes emplazamientos en Nejapa y Las Colinas…

Sí hay que prestar atención, pero ¿ cómo rompes el muro del sigilo que tienen esas dos instalaciones? Es difícil, imposible. Además, hay una cosa que es real. No hay técnicos nicaragüenses trabajando en la base de control satelital de Nejapa, ni hay instructores nicaragüenses en el centro de entrenamiento policial en Las Colinas. No hay información de cómo funcionan. Desde que se fundó eso, prácticamente he leído solo una vez información referida a este centro y era sobre cantidad de policías entrenados. Ahora el entrenamiento tiene que ser de carácter estrictamente policial, porque entrenamiento de inteligencia, Rusia no tiene la información de inteligencia sobre el crimen organizado y sobre el narcotráfico en Centroamérica, como la tienen la DEA y otras agencias del gobierno de Estados Unidos.


¿Un futuro en silencio? No lo permitás

A pesar de la persecución y la censura del régimen Ortega-Murillo, continuamos nuestra labor en un contexto en el que informar a la población se paga con cárcel. Esta resistencia no sería posible sin tu respaldo. Si está entre tus posibilidades, te invitamos a apoyarnos con una membresía o una donación. Tu aporte garantizará que más nicaragüenses tengan acceso a información confiable y de calidad — sin muros de pago — en un momento crucial para el futuro del país. Gracias por unirte a este esfuerzo colectivo en defensa de la libertad de prensa.

Más en Política

Share via
Send this to a friend